jueves, 1 de octubre de 2009

Vigencia del mito. El guerrero del antifaz.

Cualquier ejercicio de crítica, por modesto que sea, exige colocarse a una mínima distancia. Cualquier análisis resulta siempre perjudicado si se efectúa desde el meollo del asunto, y así me siento cuando me propongo presentar lo que por aquí se hace en lo que se ha dado en considerar como un ejercicio de nostalgia.


Seré sincero. Tengo que ser sincero con el lector, ya que es quien soporta estas neuras. Tengo que ser sincero con el lector, ya que es quien soporta estos textos. Todos tenemos una colección que recordamos con cariño y que de encontrarla hoy seguramente compraríamos y la mía fue y es el Guerrero del Antifaz.


Nos pasa, al menos a mí me ocurre, que tenemos una gran tendencia a pensar que lo que nos ha sucedido le ha sucedido a todo el mundo. Realmente mi juventud coincidió con unos años que el tiempo y la historia dicen que fueron agitados e interesantes, muy distintos respecto a lo que ha pasado después en el mundo, con lo cual no descarto que al evocarlo pueda sentir nostalgia. Pero el hablar sobre tebeos no es un culto a la nostalgia”. Uno, cuando escribe, trata de escribir sobre personajes a los que, por una causa u otra, les tengas cariño. No es solo volver la vista atrás hacia aquella época de juegos y lecturas en la calle al atardecer, de llamadas a gritos con que nuestras madres nos llamaban a merendar. Quiérase o no, una y otra vez, la figura de El Guerrero del Antifaz un referente inevitable cuando se trata de hablar de la historieta española.



El Guerrero del Antifaz

o la vigencia del mito

por Manuel López

A la muerte de su creador Editorial Valenciana reeditó, con periodicidad semanal, la serie del Guerrero del Antifaz. Es, probablemente, la edición más cuidada y mimada que se ha hecho.


El Guerrero no había vuelto, pero se estaba reimprimiendo. Otra vez más. ¿Por qué?


¿Por qué El Guerrero del Antifaz, y no otros personajes, se ha convertido en mito vivo tras páginas y páginas?. El Guerrero ha sobrevivido a las modas cuando él dejó de serlo. Ni el cómic europeo, ni el manga, ni los superhéroes, ni la TV han apagado su llama en el recuerdo del aficionado. Pero hablemos del mito.


El Guerrero del Antifaz nace de las inquietudes artísticas de un irrepetible Manuel Gago, crece porque aporta frescura, deslumbrantes momentos épicos, calidad y originalidad en el lugar común pero su longevidad nos lleva a preguntarnos qué es lo que lo mantiene vigente hoy en la memoria del aficionado. Mantenerse es mucho más difícil que llegar. El lápiz de Manuel Gago hizo posible el milagro. Más ¿por qué esas páginas vuelven a enganchar, reedición tras reedición?.

En los años de posguerra necesitábamos sueños, necesitábamos soñar, y El Guerrero del Antifaz vertebró, en torno a su persona, un material que estaba ahí. Su creador fue capaz de vampirizar y absorber de modo natural e imaginativo los elementos de la aventura y de la épica.


En El Guerrero del Antifaz se combinan los ingredientes clásicos de la aventura (acción, amor y deseo, riesgo, codicia, amistad, odio...) con los elementos propios del registro épico (mujeres hermosas y llenas de peligrosas sorpresas, violencia cotidiana - en muchas ocasiones sanguinaria, héroes musculosos, situaciones imposibles pero fascinantes).


Pero, ¿por qué El Guerrero y no otro? Ha llegado el momento de retornar al lugar común, a la tradición -a veces subconsciente- acumulada. Los temas del arte no son escasos pero hay que convenir en que son limitados. Con una temática ya inventada sólo la emoción del creador puede permitir una revisitación a las fuentes clásicas. El Guerrero del Antifaz no estuvo solo, hubo otros Guerreros pero, al final, sólo él ha permanecido.

Como ya hemos dicho nació de la mano de Manuel Gago, desde sus primeros números llamó la atención del lector, nos devolvía a las tradiciones propias de medievo, al Cid Campeador.

El Guerrero del Antifaz, Manuel Gago, creó algo propio con tal vitalidad que se ha convertido en el paradigma de esa mixtura, del lugar común revisitado. Sólo él transmite emoción, sentido de la maravilla

El Guerrero del Antifaz es el lugar común del medievo, pero el lugar común traspasado por un aliento personal, con una voz vital, evocadora y recreadora. Una voz propia merced a la cual El Guerrero del Antifaz no es personaje dentro de un género concreto, el medievo, sino que ha trascendi-

do. El Guerrero del Antifaz no es un personaje más en el Olimpo del tebeo posbélico, es "EL" personaje.


Viendo lo que aún hoy todavía se publica sobre el personaje, nos irrita, nos solivianta ¿Por qué no permiten que muera en paz?. El Guerrero fue para muchos la esencia del género que demandaban nuestros sueños; casi, casi su definición. El Guerrero del Antifaz es el mito.

1 comentario:

silve dijo...

Así es Manuel y aunque muchos escritores que no han sido de nuestra época lo han criticado, es porque no han conocido el tema ni han vivido esos momentos que nosotros vivimos, para nosotros El Guerrero era el compañero que llevábamos siempre en los ratos que teníamos libres, junto con otros tebeos de la época, pero El Guerrero siempre destaco y por eso para los que estuvimos en ese momento siempre sera un mito, el que guardamos dentro de el armario con mucho mimo y mucho cariño. Gracias Manuel por tus escritos.

ADVERTENCIA

- Todos los links y archivos que se encuentran en este sitio, están alojados en Internet, nosotros solo indicamos donde se encuentran, este blog no aloja ningún tipo de material con derechos de reproducción limitados.

- Cualquier archivo protegido por algun tipo de ley debe permanecer, máximo, 24 horas en sus ordenadores.

- Ellos pueden ser bajados solo para pruebas, debiendo el usuario borrarlos después de 24 horas.

- La adquisición de estos archivos por internet es de única y exclusiva responsabilidad del usuario.

- El dueño del blog y cualquier otra persona que tenga relación con el mantenimiento de este sitio no tiene responsabilidad alguna sobre los archivos que los usuarios bajen ni en como los utilizan.

-Los usuarios que utilizan este sitio, tienen total conocimiento de los términos señalados anteriormente.

Bitácoras amigas donde mirar.

Bitácoras de autores que me tiran.

Bitácora

Etiquetas

Belen Astur (Mieres del Camín)

ASTURIAS PATRIA QUERIDA